Real Madrid 1 - 0 Atlético Aviación




Dicen que la primera parte duró 45 minutos, aunque desde el fondo del sillón se hizo más larga que 20 páginas de 100 años de soledad. Pero aunque larga, fue preciosa. Ancelotti decidió apretarse todos los botones de la camisa para presentarse ante el juez.  Ramos en el medio fue una solución a medio camino entre lo táctico y lo esotérico. Se sabía desde siempre que el Aleti saldría a poner un tapón al fondo del océano, por lo que el guión principal del Madrid era apoyarse en Kroos en el medio y James e Isco -que jugó los peores 45 minutos de su historia como futbolista- por las bandas. Todos eran muy conscientes de su papel, y en consecuencia a todos (menos a Oblak) se les notaron los nervios. La abuela repartió la herencia así: en la segunda parte los 15 primeros minutos serían para el Madrid, y a partir del 61 está declarada la zona de confort atlética y es necesario un pasaporte para cualquier tipo de tránsito a partir de los tres cuartos. No puede decirse que un equipo fuera mejor que otro aunque nosotros seamos del Madrid puesto que ambos equipos recitaron perfectamente la lección frente al maestro e hicieron lo que habían entrenado. El Madrid se adueñó de todo, y el Atlético Aviación replegó y esperó. La roja de Turan desgració el parto rojiblanco, y a partir de ahí empezó a correr un rumor en la casa de moneda y timbre: acuñen moneda con la silueta de Isco, Ramos, Cristiano, James o Chicharito, qué mas da, vamos a hacernos ricos. El gol lo marcó el mejicano, un completo outsider que como Mc Manaman, Karembeu o incluso Di María y Solari puede pasar a la historia y escribir su nombre en el trofeo como el soldado desconocido que reposa bajo el Arco del Triunfo. 


Real Madrid: Fernández, Carvajal, Varane, Pepe, Coentrao, Ramos, Kroos, James, Isco, Cristiano, Chicharito.
Jugaron: Arbeloa, Jese, Illarramendi.  

1 comentario:

  1. Y las semifinales qué, no hay crónica? Jajajajajaja

    ResponderEliminar